Repelente casero de moscas para caballos: guía sencilla y efectiva

Las moscas son una molestia constante para los caballos, especialmente durante los meses de verano. Estos insectos pueden causar irritación, estrés y enfermedades en los equinos, por lo que es importante buscar formas eficaces de repelerlos. Afortunadamente, existen diversos métodos para mantener a las moscas alejadas de los caballos, y uno de ellos es utilizar repelentes caseros.

Te brindaremos una guía sencilla y efectiva para crear tu propio repelente casero de moscas para caballos. Te mostraremos diferentes recetas y consejos para que puedas proteger a tu equino de estas molestas plagas. Además, te daremos recomendaciones sobre cómo aplicar los repelentes y cómo complementar su uso con otras medidas preventivas. ¡No te lo pierdas!

Indice

Usar aceite de neem como repelente natural para moscas en caballos

Aceite de neem en acción

El aceite de neem es un repelente natural muy efectivo para mantener a las moscas alejadas de los caballos. Este aceite se extrae de las semillas del árbol de neem, que es originario de la India. El aceite de neem contiene compuestos que actúan como insecticidas y repelentes, lo que lo convierte en una opción segura y efectiva para proteger a los caballos de las molestias causadas por las moscas.

Para utilizar el aceite de neem como repelente de moscas en caballos, se puede diluir en agua y aplicar directamente sobre el pelaje del animal. También se puede mezclar con otros ingredientes naturales para potenciar su efectividad. Al aplicar el repelente, se debe prestar especial atención en áreas sensibles como la cabeza, las orejas y la cola, donde las moscas tienden a congregarse.

Es importante tener en cuenta que el aceite de neem puede causar irritación en la piel de algunos caballos, por lo que se recomienda hacer una prueba de sensibilidad antes de aplicarlo en todo el cuerpo del animal. Para ello, se puede aplicar una pequeña cantidad de la mezcla en una pequeña área de la piel y observar si hay alguna reacción adversa.

Además de ser un repelente natural de moscas, el aceite de neem también tiene propiedades antimicrobianas y antiinflamatorias, por lo que puede ayudar a mantener la piel de los caballos en buen estado y prevenir infecciones causadas por las picaduras de moscas.

Mezclar aceite de neem con agua y rociarlo sobre el caballo

Aceite de neem y agua

Una manera efectiva de crear un repelente casero para moscas en caballos es mezclando aceite de neem con agua y rociándolo sobre el animal. El aceite de neem es un producto natural que repele a los insectos y es seguro para usar en animales.

Para hacer esta mezcla, necesitarás una botella de spray vacía. Llena la mitad de la botella con agua y agrega 10-15 gotas de aceite de neem. Agita bien la botella para asegurarte de que el aceite se mezcle correctamente con el agua.

Una vez que la mezcla esté lista, rocía el líquido sobre el cuerpo del caballo, prestando especial atención a las zonas donde las moscas suelen congregarse, como las patas y la cabeza. Puedes repetir esta aplicación diariamente o cada vez que notes que las moscas están molestando al caballo.

Es importante tener en cuenta que este repelente casero no es tan duradero como los productos comerciales, por lo que es posible que necesites reaplicarlo con más frecuencia. Sin embargo, es una opción segura y natural para proteger a tu caballo de las molestias causadas por las moscas.

Utilizar vinagre de manzana diluido como repelente de moscas para caballos

Vinagre de manzana diluido

Una manera sencilla y efectiva de mantener a raya las moscas en los caballos es utilizando vinagre de manzana diluido. El vinagre de manzana tiene propiedades repelentes que ayudan a mantener alejados a estos insectos molestos.

Para hacer el repelente casero, simplemente diluye el vinagre de manzana en agua. La proporción recomendada es de 1 parte de vinagre por 3 partes de agua. Puedes mezclarlo en un rociador o en un balde, dependiendo de la cantidad que necesites.

Una vez que hayas diluido el vinagre de manzana, puedes aplicarlo directamente sobre el pelaje del caballo. Asegúrate de cubrir todas las áreas expuestas, como el cuello, el dorso y las patas. Evita rociarlo en los ojos y las mucosas del caballo.

Este repelente casero de vinagre de manzana es seguro de usar y no causa irritación en la piel del caballo. Además de repeler las moscas, también puede ayudar a mantener alejados a otros insectos, como los mosquitos. Sin embargo, es importante tener en cuenta que su efectividad puede variar según el clima y la cantidad de moscas presentes en el entorno del caballo.

Aplicar una mezcla de vinagre de manzana y agua en el pelaje del caballo

Una forma efectiva de mantener alejadas a las moscas del caballo es aplicando una mezcla de vinagre de manzana y agua en su pelaje. Para preparar este repelente casero, simplemente mezcla partes iguales de vinagre de manzana y agua en un pulverizador. Luego, rocía la mezcla sobre el pelaje del caballo, prestando especial atención a las áreas donde las moscas suelen congregarse, como la cabeza, el cuello y la cola.

Clic para ver:  Guía completa para recorrer Extremadura en 7 días: consejos y ruta recomendada

El vinagre de manzana actúa como un repelente natural, ya que su olor desagrada a las moscas y evita que se acerquen al caballo. Además, el vinagre de manzana también puede ayudar a aliviar la irritación causada por las picaduras de moscas, gracias a sus propiedades antiinflamatorias.

Es importante recordar que este repelente casero debe aplicarse regularmente, especialmente durante los meses de verano cuando las moscas son más activas. También es recomendable evitar aplicar la mezcla en los ojos, la nariz y las mucosas del caballo, ya que el vinagre puede causar irritación en estas áreas sensibles.

Hacer una pasta de ajo y agua para repeler las moscas en los caballos

Pasta de ajo y agua

Una forma sencilla y efectiva de repeler las moscas en los caballos es utilizando una pasta de ajo y agua. El ajo tiene propiedades repelentes naturales que ayudarán a mantener alejados a los insectos. Aquí te mostramos cómo hacer esta pasta:

  1. Pela y machaca varios dientes de ajo hasta obtener una pasta.
  2. Agrega un poco de agua para diluir la pasta y obtener una consistencia más fácil de aplicar.
  3. Aplica la pasta de ajo en las zonas del caballo más propensas a ser atacadas por las moscas, como la cabeza, la cola y las patas.
  4. Repite este proceso cada semana para asegurarte de mantener a raya a las moscas.

Es importante tener en cuenta que el olor del ajo puede ser fuerte, por lo que es posible que algunos caballos no lo toleren. Si notas alguna reacción negativa, como irritación de la piel o cambios en el comportamiento del caballo, es recomendable suspender el uso de este repelente.

Otras opciones de repelentes caseros para moscas en los caballos

Si prefieres probar otras alternativas caseras para repeler las moscas en los caballos, te recomendamos considerar las siguientes opciones:

  • Vinagre de manzana: Mezcla partes iguales de vinagre de manzana y agua en un pulverizador y rocía esta solución sobre el caballo.
  • Aceites esenciales: Algunos aceites esenciales, como el de eucalipto, citronela o lavanda, tienen propiedades repelentes de insectos. Diluye unas gotas de aceite esencial en agua y aplícalo sobre el caballo.
  • Plantas repelentes: Algunas plantas, como la albahaca, el romero o el tomillo, tienen propiedades repelentes de insectos. Puedes colocar ramas de estas plantas en el lugar donde se encuentra el caballo para ayudar a mantener a las moscas alejadas.

Recuerda que cada caballo es diferente, por lo que es posible que algunos repelentes funcionen mejor que otros. Prueba diferentes opciones y observa cuál es la más efectiva para tu caballo.

Frotar la pasta de ajo sobre el cuerpo del caballo, evitando los ojos y las mucosas

Pasta de ajo en acción

Una forma sencilla y efectiva de repeler las moscas en los caballos es utilizando una pasta de ajo casera. Para prepararla, simplemente debes triturar 2 cabezas de ajo y mezclarlo con 1 taza de aceite vegetal. Luego, aplica esta pasta sobre el cuerpo del caballo, evitando siempre la zona de los ojos y las mucosas.

El olor del ajo actúa como un repelente natural para las moscas, manteniéndolas alejadas del animal. Además, el aceite vegetal ayuda a que la pasta se adhiera mejor a la piel del caballo, prolongando su efecto protector.

Es importante mencionar que este método no es tóxico ni causa irritación en la piel del caballo. Sin embargo, es recomendable hacer una pequeña prueba en una zona pequeña antes de aplicarla en todo el cuerpo, para descartar posibles reacciones alérgicas.

Para obtener los mejores resultados, es recomendable aplicar la pasta de ajo cada 2 o 3 días, especialmente durante los meses de mayor presencia de moscas. También puedes combinar este repelente casero con otros métodos, como el uso de mantas anti-mosquitos o aplicar repelente en spray en las áreas sensibles del caballo, como las orejas y la cola.

Utilizar aceites esenciales como repelentes naturales para moscas en caballos

Aceites esenciales en acción

Una forma efectiva y natural de mantener a raya a las moscas en los caballos es utilizando aceites esenciales. Estos aceites son conocidos por sus propiedades repelentes y por ser seguros para su uso en animales.

Existen varios aceites esenciales que son especialmente efectivos para repeler moscas, como el aceite de citronela, el de lavanda, el de eucalipto y el de menta. Puedes utilizar uno solo o combinar varios aceites para obtener mejores resultados.

Para utilizar estos aceites esenciales como repelentes, puedes diluirlos en agua y rociar la mezcla sobre el caballo, prestando especial atención a las áreas donde las moscas suelen congregarse, como la cabeza, las orejas y la cola. También puedes añadir los aceites a tu champú o acondicionador para darle a tu caballo una protección adicional contra las moscas durante el baño.

Recuerda que los aceites esenciales son concentrados y deben utilizarse con precaución. Antes de aplicar cualquier mezcla en tu caballo, asegúrate de realizar una prueba en una pequeña área de su piel para verificar que no haya ninguna reacción alérgica. Además, evita aplicar los aceites directamente en los ojos o las mucosas del caballo.

Mezclar aceites esenciales como el de lavanda, eucalipto o citronela con agua y aplicarlo al caballo

Aceites esenciales y caballo

Una forma efectiva y natural de proteger a tu caballo de las molestas moscas es hacer un repelente casero utilizando aceites esenciales. Puedes mezclar aceites como el de lavanda, eucalipto o citronela con agua para crear una solución repelente. Estos aceites tienen propiedades que ahuyentan a las moscas y otros insectos, manteniendo a tu caballo libre de molestias.

Para preparar esta mezcla, necesitarás una botella pulverizadora vacía. Llena la botella con agua hasta la mitad y luego agrega unas 10-15 gotas de aceite esencial de lavanda, eucalipto o citronela. Mezcla bien los ingredientes y asegúrate de que se incorporen completamente.

Una vez que hayas preparado la solución, puedes aplicarla directamente sobre el pelaje de tu caballo. Rocía el repelente casero de manera uniforme por todo el cuerpo del caballo, evitando el contacto con los ojos y las mucosas. Asegúrate de cubrir todas las áreas expuestas, como la cabeza, el cuello, el dorso y las patas. Si es necesario, puedes utilizar un paño o una esponja para asegurarte de que el repelente se distribuya de manera uniforme.

Recuerda que este repelente casero es efectivo, pero puede ser necesario reaplicarlo cada cierto tiempo, especialmente si tu caballo está expuesto a las moscas durante largos períodos de tiempo. Además, ten en cuenta que algunos caballos pueden ser sensibles a ciertos aceites esenciales, por lo que es importante observar cualquier reacción o irritación en la piel de tu caballo después de la aplicación. Si notas algún problema, suspende el uso del repelente y consulta a un veterinario.

Clic para ver:  Rutas a caballo en Sevilla: ¡Experiencias únicas en la ciudad!

Mantener limpio el entorno del caballo para evitar la proliferación de moscas

Caballo limpio y sin moscas

Una de las formas más efectivas de combatir las moscas en los caballos es manteniendo su entorno limpio y libre de desechos. Recuerda limpiar regularmente el establo y las áreas donde el caballo pasa la mayor parte del tiempo. Retira el estiércol y los restos de comida de manera frecuente, ya que estos son lugares propicios para que las moscas se reproduzcan. Además, asegúrate de mantener una buena higiene en los recipientes de agua y alimentos, limpiándolos diariamente para evitar la acumulación de residuos.

Limpiar regularmente los establos y remover los desechos para evitar atraer a las moscas

Establo limpio y libre moscas

Una de las mejores formas de mantener a raya a las moscas en los establos es mantener una buena higiene. Esto implica limpiar regularmente los establos y remover los desechos de manera adecuada. Las moscas son atraídas por los restos de comida, el estiércol y otros desechos orgánicos, por lo que es importante mantener limpia y ordenada la zona de los caballos.

Para limpiar los establos, asegúrate de retirar todos los desechos de manera adecuada. Utiliza una pala y una escoba para recoger el estiércol y otros desechos sólidos, y no olvides limpiar también los orinales. Una vez que hayas recogido los desechos, deposítalos en un lugar adecuado y fuera del alcance de los caballos.

Además de la limpieza regular, es importante mantener una buena ventilación en los establos. Las moscas prefieren ambientes cálidos y húmedos, por lo que una buena circulación de aire puede ayudar a mantenerlas alejadas. Asegúrate de abrir ventanas y puertas, y utiliza sistemas de ventilación si es necesario.

Usar mallas o mantas protectoras en el caballo para evitar el contacto directo con las moscas

Mallas protectoras en caballo

Una manera efectiva de proteger a los caballos de las molestas moscas es utilizando mallas o mantas protectoras. Estas prendas se colocan sobre el cuerpo del caballo y cubren gran parte de su cuerpo, evitando así el contacto directo con las moscas.

Las mallas o mantas protectoras están diseñadas con un tejido especial que impide el paso de las moscas, pero que permite la circulación del aire para evitar que el caballo se sobrecaliente. Además, algunas de estas prendas también cuentan con una protección UV para proteger la piel del caballo de los rayos solares.

Es importante asegurarse de que la malla o manta protectora se ajuste correctamente al cuerpo del caballo para evitar que las moscas puedan entrar por los bordes. Además, es recomendable revisar regularmente la prenda para asegurarse de que no haya agujeros o rasgaduras que puedan permitir el paso de las moscas.

Utilizar mallas o mantas protectoras en el caballo es una opción efectiva para mantenerlo protegido de las moscas durante todo el día, especialmente en épocas del año en las que hay una mayor presencia de estos insectos.

Colocar una manta o malla anti-mosquitos en el caballo para protegerlo de las picaduras

Una forma efectiva de proteger a tu caballo de las molestas picaduras de moscas es colocándole una manta o malla anti-mosquitos. Estas mantas están diseñadas específicamente para proteger al caballo de los insectos voladores, como las moscas y los mosquitos. Están hechas de un material resistente y ligero que permite la transpiración de la piel del caballo mientras evita que los insectos se acerquen.

Para asegurarte de que la manta o malla anti-mosquitos cumpla su función correctamente, es importante que la elijas en el tamaño adecuado para tu caballo. Debe cubrir todo el cuerpo del animal, desde el cuello hasta la cola, y contar con correas ajustables para garantizar un buen ajuste. Además, asegúrate de que esté hecha de un material duradero y resistente a las rasgaduras, para que pueda soportar el uso diario y las posibles rozaduras.

Al colocar la manta o malla anti-mosquitos en tu caballo, verifica que esté bien ajustada y que no haya espacios por donde los insectos puedan entrar. Asegúrate de que no esté demasiado apretada, para evitar que cause molestias o roces en la piel del caballo. También es importante revisar regularmente la manta o malla para asegurarte de que no esté dañada y repararla o reemplazarla si es necesario.

Evitar la acumulación de agua estancada cerca del caballo para prevenir la reproducción de moscas

Agua estancada y moscas

Una de las medidas más importantes para controlar la presencia de moscas en los caballos es evitar la acumulación de agua estancada cerca de ellos. Las moscas depositan sus huevos en el agua, por lo que eliminar cualquier fuente de agua estancada es crucial para prevenir su reproducción.

Para lograr esto, es necesario revisar constantemente el área donde se encuentra el caballo y eliminar cualquier recipiente, charco o contenedor que pueda acumular agua. Además, se recomienda mantener los bebederos limpios y secos, cambiando el agua con regularidad para evitar que se conviertan en un lugar propicio para la reproducción de moscas.

Además de eliminar el agua estancada, también es importante mantener el área donde se encuentra el caballo libre de restos de alimentos o excrementos, ya que estos pueden atraer a las moscas y contribuir a su proliferación. Mantener una buena higiene en el entorno del caballo es fundamental para reducir la presencia de moscas y proteger su salud.

Drenar o cubrir cualquier objeto que pueda acumular agua y servir como criadero de moscas

Cubierta de moscas

Para prevenir la proliferación de moscas alrededor de los caballos, es importante tomar medidas para eliminar o cubrir cualquier objeto que pueda acumular agua y convertirse en un criadero de moscas. Estos objetos pueden incluir bebederos, cubetas, charcos o incluso neumáticos viejos. El agua estancada es un lugar ideal para que las moscas depositen sus huevos y se reproduzcan, por lo que es fundamental eliminar esta fuente de reproducción.

Para drenar los bebederos y cubetas, es necesario vaciarlos regularmente y asegurarse de que no quede agua estancada en ellos. Además, es recomendable limpiarlos y desinfectarlos con regularidad para eliminar cualquier residuo o bacteria que pueda atraer a las moscas.

Si no es posible drenar los objetos, como en el caso de charcos o neumáticos viejos, es importante cubrirlos con una lona o algún otro material impermeable para evitar que se acumule agua. De esta manera, se evitará que las moscas encuentren un lugar adecuado para reproducirse.

Utilizar trampas para moscas en el entorno del caballo para reducir su población

Trampas para moscas

Una forma efectiva de controlar las moscas alrededor de los caballos es utilizar trampas especiales diseñadas para atraer y atrapar estos insectos. Estas trampas se pueden colocar estratégicamente en el área donde se encuentra el caballo, como el establo o el pastizal, y funcionan atrayendo a las moscas con un cebo y luego capturándolas en una bolsa o recipiente.

Clic para ver:  Descubre el simbolismo de soñar con un caballo y su significado

Existen diferentes tipos de trampas para moscas, como las trampas de pegamento, las trampas de agua y las trampas con cebo. Las trampas de pegamento consisten en una superficie adhesiva a la que las moscas se adhieren cuando se acercan a ella. Las trampas de agua son recipientes llenos de agua y un cebo que atrae a las moscas y las ahoga. Por otro lado, las trampas con cebo utilizan un cebo atractivo para las moscas, como azúcar o frutas, para atraerlas y luego capturarlas en un compartimento.

Al utilizar trampas para moscas en el entorno del caballo, se reduce la población de moscas al matarlas o capturarlas, lo que a su vez disminuye la cantidad de moscas que molestan al caballo. Esto no solo ayuda a mantener al caballo cómodo y libre de molestias, sino que también reduce el riesgo de enfermedades transmitidas por las moscas. Además, el uso de trampas para moscas es una alternativa más segura y respetuosa con el medio ambiente en comparación con el uso de productos químicos repelentes.

Colocar trampas adhesivas o trampas con atrayentes para capturar y eliminar las moscas

Trampas adhesivas o atrayentes

Una forma efectiva de controlar las moscas alrededor de los caballos es colocar trampas adhesivas o trampas con atrayentes en el área donde se encuentran los animales. Estas trampas son fáciles de conseguir en tiendas especializadas en productos para animales o incluso puedes hacerlas tú mismo.

Las trampas adhesivas consisten en un papel o cartón recubierto con un pegamento especial que atrae y captura a las moscas. Puedes colgar estas trampas en los establos, cerca de los comederos o en cualquier otro lugar donde las moscas sean un problema. Recuerda colocarlas en áreas donde los caballos no tengan acceso para evitar que se enreden en ellas.

Otra opción es utilizar trampas con atrayentes. Estas trampas contienen un líquido o cebo que atrae a las moscas y las captura en un recipiente. Puedes encontrar trampas con atrayentes comerciales o hacer tu propia trampa casera utilizando ingredientes como vinagre, azúcar y frutas maduras.

Es importante revisar y reemplazar regularmente las trampas adhesivas o recargar las trampas con atrayentes para asegurarte de que sigan siendo efectivas. De esta manera, podrás reducir significativamente la población de moscas alrededor de los caballos y brindarles un ambiente más cómodo y libre de molestias.

Consultar con un veterinario para obtener repelentes comerciales seguros y efectivos para los caballos

Repelentes comerciales seguros y efectivos

Antes de comenzar a hacer un repelente casero para moscas para tu caballo, es importante recordar que siempre es recomendable consultar con un veterinario para obtener repelentes comerciales seguros y efectivos. Los veterinarios tienen conocimiento sobre los productos disponibles en el mercado y pueden recomendar aquellos que sean adecuados para tu caballo en particular.

Los repelentes comerciales suelen estar formulados específicamente para caballos y han sido probados para garantizar su efectividad y seguridad. Además, pueden ofrecerte opciones más duraderas y resistentes al agua, lo que es especialmente importante si tu caballo pasa mucho tiempo al aire libre o en el agua.

Si decides utilizar un repelente casero, ten en cuenta que puede que no sea tan efectivo como los productos comerciales. Sin embargo, si prefieres hacer tu propio repelente, existen varias opciones naturales que pueden ayudar a mantener a las moscas alejadas de tu caballo.

Pedir recomendaciones a un veterinario para encontrar el repelente adecuado para el caballo

Si estás buscando un repelente casero de moscas para tu caballo, es importante que consultes con un veterinario antes de utilizar cualquier producto. Los veterinarios son expertos en la salud y bienestar de los animales, y podrán darte recomendaciones específicas para tu caballo.

El veterinario evaluará las necesidades individuales de tu caballo, teniendo en cuenta factores como su edad, estado de salud y entorno. Esto es crucial, ya que algunos ingredientes pueden no ser adecuados para ciertos caballos, especialmente aquellos con piel sensible o alergias.

Además, el veterinario también podrá proporcionarte información sobre los repelentes comerciales disponibles en el mercado. Existen diferentes tipos de repelentes, como aerosoles, geles y cremas, y cada uno tiene sus propias ventajas y desventajas. El veterinario te ayudará a elegir el más adecuado para tu caballo.

Recuerda que la salud y el bienestar de tu caballo son lo más importante, por lo que siempre es recomendable contar con el asesoramiento de un profesional antes de utilizar cualquier repelente casero o comercial.

Mantener una dieta equilibrada y saludable para el caballo, ya que un sistema inmunológico fuerte puede ayudar a repeler las moscas

Caballo feliz y saludable

Una de las formas más efectivas de mantener alejadas a las moscas de los caballos es asegurarse de que su dieta sea equilibrada y saludable. Un caballo con un sistema inmunológico fuerte es menos propenso a ser atacado por los insectos molestos.

Es importante que los caballos reciban una alimentación adecuada que incluya una variedad de nutrientes esenciales. Esto se puede lograr proporcionando una dieta equilibrada que incluya un buen suministro de vitaminas, minerales y proteínas. Además, es recomendable evitar los alimentos procesados y optar por alimentos naturales y frescos.

Además de una alimentación adecuada, también se puede considerar la suplementación con vitaminas y minerales específicos que ayuden a fortalecer el sistema inmunológico del caballo. Consultar con un veterinario o un especialista en nutrición equina puede ser de gran ayuda para determinar la mejor forma de proporcionar estos suplementos.

Asegurarse de que el caballo reciba una alimentación adecuada y nutritiva para fortalecer su sistema inmunitario

Caballo comiendo alimentos nutritivos

El primer paso para mantener a tu caballo protegido de las moscas es asegurarte de que reciba una alimentación adecuada y nutritiva. Una dieta equilibrada y rica en nutrientes ayudará a fortalecer su sistema inmunológico, lo que lo hará menos atractivo para las moscas.

Asegúrate de que su dieta incluya alimentos como heno de buena calidad, granos y suplementos vitamínicos si es necesario. También es importante proporcionarle acceso constante a agua limpia y fresca para mantenerlo hidratado y ayudar a eliminar toxinas de su organismo.

Recuerda que una alimentación adecuada es la base para mantener a tu caballo saludable y resistente a las enfermedades y plagas como las moscas.

Preguntas frecuentes

1. ¿Es seguro utilizar repelente casero en caballos?

Sí, siempre y cuando se utilicen ingredientes naturales y no tóxicos.

2. ¿Cómo puedo hacer un repelente casero para moscas?

Puedes mezclar vinagre de manzana, aceite esencial de eucalipto y agua en una botella de spray.

3. ¿Con qué frecuencia debo aplicar el repelente casero en mi caballo?

Es recomendable aplicarlo cada 2-3 días, o antes si el caballo está expuesto a insectos constantemente.

4. ¿El repelente casero también funciona para otros insectos?

Sí, el repelente casero también puede ayudar a mantener alejados otros insectos como mosquitos y tábanos.

Deja un comentario

×